AEP2019

899 AEP 2019-67 Congreso de la Asociación Española de Pediatría Comunicaciones orales y pósteres Episodio paroxístico: ¿y si no es una crisis febril? A propósito de una intoxicación por cannabis Leyre López Fernández, Diego Viguera Elías, Arantzazu Olloqui Escalona, Cristina Toledo Gotor, Cristina García Muro, Saray Chica Martínez Hospital San Pedro, Logroño, La Rioja Introducción Las intoxicaciones por drogas ilegales son infrecuentes en la infancia, constituyendo un 1,5% de las intoxicaciones totales vistas en Urgencias Pediátricas. El cannabis es ac- tualmente, la droga ilegal más consumida en España. Su intoxicación accidental es una forma infrecuente de intoxi- cación en niños; pero potencialmente grave. La elevada cantidad de consumidores de cannabis en nuestro medio facilita el acceso de nuestros pacientes a esta droga, lo que explica el creciente número de casos de intoxicación acci- dental. Resumen del caso Niño de 2 años que acude a urgencias por episodio pa- roxístico en domicilio con caída al suelo y posterior rigidez e hipertonía generalizada con revulsión ocular de 1-2 mi- nutos de duración. Posteriormente, queda con importante tendencia al sueño y marcha inestable. No cuadro infec- cioso intercurrente. A su llegada, presenta aceptable estado general, somno- lencia y accesos de llanto intenso. A la exploración, febril al tacto, pupilas midriáticas, con hiperemia conjuntival bilateral. No rigidez, ni signos meníngeos. Resto de explo- ración, anodina. Sus constantes: temperatura 37,4 ºC rec- tal, tensión arterial 92/52 mmHg, FC 129 lpm, saturación oxígeno 94%, glucemia capilar 115 mg/dl. En entrevista con la familia, refieren que el día anterior en el parque, el niño ingiere algo que no visualiza ningún adulto, la hermana de 5 años dice tratarse de una “bolita color marrón”. No refieren síntomas ni cambios en el com- portamiento del niño en las horas posteriores al suceso. La familia niega antecedente traumático, ni posibilidad de ingesta de sustancias en domicilio. Durante su estancia en Urgencias, se estabiliza, se admi- nistra oxígeno en gafas nasales, y se canaliza una vía veno- sa periférica para extracción de analítica, sin encontrar hallazgos significativos. Se realiza sondaje vesical para análisis de tóxicos en orina, siendo esta positiva para can- nabis. Se cursa parte judicial y se decide ingreso y realización de Electroencefalograma que resulta normal. El cannabis no tiene antídoto, por lo que el manejo de la intoxicación se realizamediantemedidas de soporte. Permanece con sue- ño profundo el primer día de ingreso, sin nuevos episodios convulsivos ni otros síntomas. Conclusiones y comentarios Sospecharemos una intoxicación por cannabis ante un niño sano sin antecedente traumático o infeccioso que presente un déficit neurológico agudo. Dado el aumento de la incidencia de las intoxicaciones por cannabis en la infancia y la facilidad para llegar a su diagnóstico median- te el análisis de orina, es importante mantener un índice alto de sospecha. Mutilación genital femenina: el desconocimiento no exime de la culpa Julia Ferrero Turrión, Elena Godoy Molina, Sergio Pérez Torres, Mercedes Rivera Cuello, Begoña Espinosa de los Monteros Álvarez, Antonio Urda Cardona Hospital Regional Universitario de Málaga, Málaga Introducción y objetivos La mutilación genital femenina (MGF) es una práctica tra- dicional en diferentes culturas. Los movimientos migrato- rios han convertido nuestro país en destino de grupos don- de esta sigue vigente, existiendo en nuestra provincia una elevada prevalencia demográfica. Su manejo requiere es- trategias multidisciplinares de educación en salud e igual- dad de género; así como el conocimiento de los profesio- nales sanitarios de la magnitud del problema y protocolos de detección y abordaje. Nuestro objetivo es evaluar el grado de conocimiento sobre esta práctica de profesiona- les sanitarios/trabajo social en contacto con población en riesgo de MGF. Métodos Estudio descriptivo transversal mediante realización de encuestas sobre MGF a profesionales de diferentes centros sanitarios de la provincia que desarrollan su labor profe- sional en Pediatría, ginecología/obstetricia, medicina de familia o trabajo social. Pediatría Social

RkJQdWJsaXNoZXIy MTAwMjkz